LA LABOR DE LOS ENTRENADORES, DIGNA ELOGIO, ES LA COLUMNA VERTEBRAL DEL CLUB: JACOBO NOVOA, NACHO SANTOS, MANU LÓPEZ, CARLOS MARTÍN, SERGIO MAURENTE, LAURA ARMADA, SERGIO LÓPEZ, SERGIO SARASOLA, ….. siempre arropados por JOSÉ PORRAS POSE.

Los mejores años del OAR CORUÑA, donde más jugadores han llegado al primer equipo, y donde más armonía y coordinación en el trabajo del balonmano base del OAR, con grandes logros, como conseguir que varios jugadores lleguen al primer equipo cada temporada, con verdadero sentimiento hacia el club.

Este último partido juvenil, ha supuesto, un punto de inflexión para varios jugadores, donde Miguel LÓPEZ, EDU COUSILLAS, PEDRO PEREIRA, SANTI LOJO, DANI MCNAMEE han acabado su etapa juvenil para convertirse en jugadores del PRIMER EQUIPO DEL OAR CORUÑA, para disputar estos seis partidos del final de LIGA y para seguir la estela de tantos otros jugadores que han seguido fieles a los colores del club que los formó.

El agradecimiento por parte del club, a los entrenadores de base, que durante las últimas diez temporadas, han realizado un trabajo excelso, tanto en los CAMPUS, como en la captación de jugadores para las distintas categorías, ha supuesto la mejor etapa en la formación de jugadores de base de la historia.

El trabajo durante los meses de verano (los campus de mayor éxito de A Coruña), las pretemporadas, y tras el transcurso de la temporada, con numerosos viajes y muchos entrenamientos de máxima calidad, supone tener en el equipo de técnicos, a los mejores  entrenadores de base de Galicia. Gran reconocimiento, a Jacobo Novoa, Nacho Santos, Manu López y ahora de Carlos Martín, que son entrenadores que van a dejar huella en todos los jugadores que van llegando al primer equipo.

Nunca antes, se ha visto, tanta entrega, tanto sentimiento hacia el club, y tanta fidelidad a las personas del OAR CORUÑA.

Sentimos orgullo, por contar con un equipo de entrenadores único. Nunca, habrá reconocimiento suficiente, ni se podrá agradecer su inmensa labor. Constante, sin dejar de trabajar ni un solo día. Pendientes de todo. Y metiendo mil horas, de manera entusiasta y muy profesional en su comportamiento.

Se debe hablar del VALOR AÑADIDO que han aportado al OAR CORUÑA los mejores entrenadores que podemos tener. Gracias a Jacobo-Manu-Santos- y Carlos, el OAR tiene un magnífico futuro por delante.

El trabajo se puede comprobar, fácilmente, viendo en el último partido a cuatro jugadores juveniles en pista frente a los gallitos de la categoría.